domingo, 2 de agosto de 2009

Una vez estuve en el infierno

Si llamas a mi puerta quizás no encuentre las llaves de mi dislocada razón. Dejaré en un esquina esa luz cegadora que enfocará la entrevista que tú y yo no quisimos tener. No necesito tenerte, es más lo que anhleo. Una vez, cuando estuve en el infierno añoré no ser nada, ¿por qué ahora voy a querer sentir el calor?

7 comentarios:

Saltinbanqui dijo...

Si llamo a tu puerta sera para que tu me habras, para que nos entrevistemos y entre tanta calor y tanta entrevista no habra birra?

XD

Enredada dijo...

hermosas palabras... realmente
mil besos y te sigo

Summer dijo...

Hola desaparecida, que andas haciendo que se te ve poco por el cyber space?????

Tanais dijo...

Lo he tenido que leer varias veces, poetisaaaa!!!

Estoy con Summer, donde os metéis?

P.D: tu pregunta en mi blog, me gusta la melodia, sin más, esta vez no me fijé en la letra :D

Verónica (peke) dijo...

Porque lo necesitas y porque todo el mundo se merece una segunda oportunidad...

besotes de esta peke.

pd. te espero por mi rincon con tu taza de cafe, si gustas...

guada dijo...

y una vez has estado en el infierno no quieres volver, aunq sigas de refilón sintiendo ese calor
besos

Vago Recuerdo dijo...

Que hermoso blog!!!

Pido permiso para anotarme como seguidor.

me quedo un rato dsfrutando de tus letras